Estilo de vida 🌺

La importancia de una comunicación sana

Si no hubiera nadie en nuestras vidas, nuestros asuntos y problemas serían muy diferentes. Solo podíamos preocuparnos de qué comer o dónde dormir, las cosas más básicas. Afortunadamente, nuestras vidas están llenas de personas. Estas son en su mayoría personas que amamos y con las que queremos pasar tiempo; a veces, sin embargo, nos vemos obligados a interactuar y conversar con personas que no están en nuestra onda. Puede ser gente difícil en general o gente que nos odia por alguna razón.

Es aún más doloroso cuando esa persona es alguien cercano a ti. Hay más en juego y nos obliga a entrar en conflictos y circunstancias que preferiríamos evitar. Afortunadamente, existen excelentes maneras de lidiar con las dificultades de vivir y trabajar con otras personas. Aprender a aceptar sus diversas peculiaridades, problemas y diferentes personalidades es parte de eso. Otra es manejar nuestras propias emociones, para que no lleguen a dominar nuestras vidas y convertirlas en una experiencia negativa.

En este artículo, analizamos la importancia de una comunicación saludable y las técnicas que podemos usar para mejorar nuestras relaciones con los demás para que sean más armoniosas. No dejes que la negatividad de los demás influya en la calidad de tu vida; descubra cómo administrarlo hábilmente en las secciones a continuación.

Aprende a aceptar a los demás.

Todos tenemos personas difíciles en nuestras vidas con las que nos cuesta llevarnos bien por una u otra razón. Puede ser tu pareja, amigo, familiar o colega. Cada vez que estás en compañía de esta persona, hay un sentimiento extraño entre ustedes. Tal vez algo esté mal. Es posible que esperes que diga algo negativo en tu dirección, o que simplemente sienta que no le gustas o no le agradas, lo que hace que las cosas sean incómodas.

Una cosa para recordar es que todos somos seres humanos complicados con nuestros propios problemas y dificultades. Todos también tenemos diferentes personalidades y sensibilidades. Una cosa es segura; no nos llevaremos bien con todas las personas que conozcamos, así que vale la pena tenerlo en cuenta. Algunas personas son demasiado diferentes a nosotros para ser amigos, y eso está bien. Aceptar este hecho es sanador, ya que alivia a las personas de la presión de mantener una idea falsa de lo que significan entre sí.

La otra cosa a recordar es que las personas tienen su propio conjunto de problemas y circunstancias. El hecho de que muestren negatividad en tu dirección es una clara señal de que tienen sus propios problemas sin resolver. Es mucho más fácil proyectar sus problemas en otra persona que profundizar en sus propias dificultades. Este es un comportamiento muy común y esperado en los seres humanos, así que no te tomes su negatividad demasiado personalmente.

Convierte lo negativo en positivo

Si escucha los comentarios y opiniones negativos de los demás, puede llevarlo a una espiral descendente de pensamientos negativos y autoestima. Puede suceder tan fácilmente. Si, por ejemplo, tiene un miembro de la familia (quizás un suegro) a quien no le agrada o tiene una mala opinión de usted, puede tomar en serio sus comentarios, especialmente si el resto de su familia lo tiene en alta estima. Con respecto a. Puede ser una situación difícil, pero hay buenas maneras de manejarla.

Incluso si la comunicación es una opción, vale la pena explorar dentro de ti mismo por qué te sientes así con ellos. Si hacen comentarios, ¿por qué te sientes o reaccionas (internamente) de la manera que lo haces? Explorar y comprender los efectos más profundos de estas situaciones negativas puede conducir a una comprensión más saludable de quién es usted. Esto no solo te beneficiará en términos de conocerte y comprenderte mejor a ti mismo; esto asegurará que seas más robusto al entrar en una situación con una persona difícil.

Cuando estés en compañía de una persona difícil, trata de no reaccionar ante su negatividad. Después de todo, una reacción es lo que están buscando, no se la des. Puede ser posible explorar sus sentimientos en el momento, pero tome nota. Trate de recordar la situación y las circunstancias circundantes para futuras referencias y trabaje en su propio tiempo. La clave para convertir una situación negativa como esta en una positiva es verla como una oportunidad para que te conviertas en una persona más fuerte.

Tomar conciencia de las emociones

Es posible que hayas escuchado el término «inteligencia emocional», en definitiva, se refiere a la forma en que entendemos y respondemos a los sentimientos que surgen en nuestro interior. Hay muchas maneras de hacer esto, métodos y técnicas que podría llevar toda una vida dominar. Pero no tienes que ser un maestro de la inteligencia emocional para usar estas técnicas para mejorar tu comunicación y vivir una vida más saludable. A continuación, veremos algunos métodos útiles que funcionan bien.

Instintivamente, todos tenemos emociones. Y tenemos apegos mentales a esas emociones. Cuando nos sentimos enojados, es natural gritar; cuando nos sentimos felices, sonreímos. Tomar conciencia de estas emociones significa dar un paso atrás cuando surgen, sentirlas en el cuerpo pero no reaccionar con ellas. Por supuesto, esto es algo difícil de hacer, especialmente en el fragor del momento, cuando las pasiones se disparan; pero con la práctica, esta técnica puede convertirse en una segunda naturaleza. Te servirá bien cuando más lo necesites.

Este tipo de autocontrol significa que no reaccionas de forma exagerada ni reaccionas en absoluto cuando te insultan o critican. Tu mente no estará apegada a las emociones que surjan en tu cuerpo, y por lo tanto permanecerás tranquilo. Esta calma tendrá un efecto dominó. También es probable que calme a su contraparte, haciendo que la comunicación sea más constructiva. Para facilitar esto, te dices a ti mismo que surge la felicidad o surge la ira. Ambas experiencias son simplemente emociones que puedes dominar hábilmente.

no lo tomes como algo personal

Cuando discutes con un amigo o un ser querido, puede ser difícil no tomárselo como algo personal. A veces, en el calor del momento, las personas dicen cosas que pueden no querer decir y que pueden tener un efecto hiriente. Luego, siguiendo el argumento, tiendes a sobreanalizar lo que sucedió. Tiendes a pensar en lo que dijeron y te defiendes encima de eso. De esta manera, se acumulan la ira y la mala voluntad; esto puede convertirse en resentimiento, que es extremadamente tóxico para tu sistema.

Lo más probable es que lo que se dijo en el calor del momento realmente no significó nada. Si ese ser querido o amigo pudiera recuperarlo, probablemente lo haría. Por supuesto, las «cosas que se dicen» pueden tener un efecto perjudicial en una relación, y el alcance de ese daño dependerá de su disposición a perdonar. Sin embargo, primero, trate de comprender que la discusión o desacuerdo probablemente sea el resultado de algún malentendido que puede resolverse con tiempo, cuidado y creatividad.

Piensa en cómo y por qué surgió la discusión. Una de las herramientas más efectivas a su disposición es pensar en el argumento desde su punto de vista. ¿Cuáles son sus problemas y sensibilidades? ¿Por qué actúan y reaccionan de esta manera? De la misma manera que un científico falsifica una teoría para probar si es válida, debe falsificar el argumento. Considere su propia posición y pruebe si cree que es correcta o no.

Comunicación saludable

En esta sección final, analizamos la comunicación saludable, lo que implica y cómo puede mejorar en gran medida nuestras relaciones y nuestra experiencia de vida en general. La comunicación en sí es un tema amplio que incluye a Vodafone o su submarca de bajo costo VOXI. Pero estamos interesados ​​en consejos pragmáticos y preguntas técnicas que le serán útiles de inmediato. Estos incluyen inteligencia emocional, lenguaje corporal e interacciones efectivas.

Para comunicarnos de manera significativa y efectiva con un miembro de la familia o un ser querido, necesitamos inteligencia emocional. Como vimos anteriormente, significa la habilidad y la capacidad de alejarnos de nuestras emociones en el calor del momento y responder en lugar de reaccionar. También significa alejarse de los insultos personales y no tomarlos en serio. Parte de ser un comunicador eficaz también implica comprender que el lenguaje corporal es un aspecto importante del éxito de nuestra comunicación. No tiene sentido disculparse cuando todavía está enojado; por ejemplo, aparecerá en su voz y no tendrá ningún efecto. Si todavía te sientes enojado o enojado por algo, todavía es tiempo de reflexionar, no de comunicarte.

Sin embargo, si está listo para comunicarse con una persona difícil, debe ser lo más claro posible sobre lo que le molesta y cómo le afecta. Declaraciones como, cuando haces “esto”, me hace sentir como “esto”, son muy útiles para iniciar una conversación hábil. El objetivo siempre es comprender. La buena comunicación conduce a la comprensión, y la comprensión es la base de las relaciones armoniosas.

Alisha Daddario

Hola, mi nombre es Alisha Daddario, Me encargare de traerte todo lo que se ve referente a la moda HOY, Tips que no querrás perderte y mucho mas. Es hora de que estés al día y a la moda y ese es precisamente mi trabajo. Espero disfrutes...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: Content is protected !!